pablomoya.com

Si supiese de que va mi blog, sabría hacia donde dirigir mi vida.

Elevado objeto de deseo

 Todo el mundo sabe que soy un hombre de gustos sencillos y mi objeto de deseo esta relacionado con volar. Desde siempre el sueño de volar ha estado grabado en nuestra mente y creo que todos en algún momento de nuestra niñez hemos querido ser pilotos. Sobre todo  sí sois de mi generación estaréis de acuerdo en que Top Gun hizó mucho daño a multitud de chavales que se imaginaban a sí mismos pilotando un caza y realizando acrobacias imposibles sobre otros cazas rusos en busca del bien muldial (algo así como la globalización pero mejor). Imagino que volar, a pesar de ser algo que ya hacemos con normalidad gracias a las compañías low cost sigue siendo algo mágico, la mayoría de los usuarios no sabé que ocurre en una cabina de un avión, y si preguntas seguramente no muchos saben que es lo que hace que los aviones se mantengan en el aire. Esto hace que todavía hoy se siga viendo como algo reservado para unos pocos provilegiados.

Hace como unos 4 años mi hermano me habló de algún reportaje que había leido sobre unos aparatos basados en un invento del español De la Cierva en 1920. Me llamó mucho la atención y me pose a buscar por internet sobre estas aeronaves, no dejan de ser versiones modernas del famoso autogiro, lo que realmente me sorprendió es que, en principio, los autogiros ponen al alcance de casi todos volar, por supuesto teniendo nosotros el control.

Formación: Como todo el mundo sabe ser piloto de aviones es arto complicado, y si hablamos de helicopteros la cosa es aún peor, necesitas unas cualidades físicas y sobre todo económicas que no estan al alcance de cualquiera. Con los autogiros la formación se simplifica bastante ya que dan cursos de unas cuanta horas de duración en los que aprendes lo fundamental para hacerte con el control de estas maravillas de la técnica.

Conceptos básicos: aquí no voy a inventar nada por lo que cito directamente a la Wikipedia:

El autogiro es una aeronave de ala rotativa, es decir, vuela como los aviones pero su ala es un rotor que gira por la acción del viento relativo que lo atraviesa de abajo hacia arriba. Por ello podemos considerarlo un híbrido entre el aeroplano y el helicóptero: al igual que el aeroplano, su propulsión se realiza mediante una hélice, pero en lugar de alas, tiene un rotor como el helicóptero. Este rotor no está conectado al motor de la aeronave, por lo que gira libremente, «autogira», impulsado por el aire, generando así la fuerza de sustentación. En el helicóptero, por el contrario, la propulsión y la sustentación se producen en el rotor que sí está impulsado por el motor.

Seguridad: Una de las ventajas fundamentales es que son aparatos muy seguros, si el motor deja de funcionar, como la hélices giran libremente, iríamos descendiendo lentamente hasta tocar suelo, este momento, el del aterrizaje parece ser que es uno de los más criticos porque un golpe de viento puede volver a elevar al autogiro.

Normativa: las normas que tenemos que cumplir para pilotar un autogiro las podemos consultar en la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) pero, y habló sin ninguna seguridad porque soy un absoluto profano, no distan mucho de ser las que regulan la aviación ligera, lo cual quiere decir que son similares a las de un aeroplano o un ultraligero.

Modelos y precios:  Esto es lo mejor, esta claro que no son aparatos que uno pueda tener aparcados en el garaje de su comunidad y que los costes de mantenimiento serán más elevados que un coche y que tendremos que pertenecer a algún club para poder realizar la actividad con garantias. Pero para comenzar en este apasionante mundo podemos, primero alquilarlos, después existe un mercado muy activo de segunda mano y por último si el bolsillo nos lo permite podemos encontrar modelos nuevos con un precio desde los 35,000 euros. Otra opción es comprar una unidad entre varios.  No me parece un precio excesivo por volar. Existen fabricantes españoles.

Futuro: Algunos ven en el Autogiro o Girocóptero el futuro del transporte personal, el sustituto del coche, desde que consulté hace unos cuatro años por primera vez este tema, las páginas de fabricantes y la oferta de cursos han aumentado por lo que parece que empiezan a tener notoriedad,  hay una cuestión que es indudable, es una tecnología que ya existe y que esta perfeccionada, por lo que no hablamos de quimeras, desde luego a mi me parece más que interesante.

¿Hacemos un club?

Tagged as: , , , ,

5 Comments

  1. Ya te veo llegando en tu autogiro al currelo, en el centro de albacete. Yo también fui un picado de Top Gun, y casi que estudio la carrera militar, para llegar a ser piloto.

    Al final, y cerca ya del comienzo de la carrera se me quitó la picá, y hoy por hoy el volar no me tira demasiado.

  2. Yo tengo vértigo asi que…

  3. A mí por mucho que digas de la seguridad, me da una sensación de fragilidad que creo que no me atreveré a montar en uno de esos hasta que no los vea por todas partes…

  4. Morito, este es el siguiente paso después de la moto.
    Wilson tú no necesitas volar, ya tienes el resplandor…
    Fernando si quieres sensación de fragilidad mira las alas de un avión comercial en pleno vuelo… La ventaja de estos es que no caes en picado.

  5. Muy chulo el autogiro personal, la verdad es que tenéis unos deseos de lo más curiosos, se ve que ya lo habéis alcanzado todo en la vida… : P

    Cuando inventen los cohetes individuales tipo Rocket Man me avisais…

Leave a Response